Feeds:
Posts
Comments

Posts Tagged ‘multiculturalism’

Ya sé que no debería. Pero no lo puedo evitar. La vida de los demás me interesa. Es más, me interesa aun más cuando ellos ni siquiera se imaginan que me interese.

Es por eso que me encanta escuchar las conversaciones ajenas. Es un método de comunicación tan sincero. ¿Cómo mentirme, si ni siquiera sabes que te escucho?

Claro que hay métodos, el método que requiere concentración y esfuerzo, ya sea porque el lugar es ruidoso, o porque tienes que caminar al paso de los que vienen caminando atrás de ti, con semejante charla. Mi “chismosidad” es tanta, que a veces no le pongo atención a la conversación que se supone debería estar teniendo con mi interlocutor, justo enfrente de mí, y no atrás o al lado.

Por eso me gusta ir sola a los cafés.

Pero no nos desviemos.

La conversación ajena del día de hoy me fue imposible evitarla.

Fui al sauna otra vez, ese que está en pleno Banglatown.

Estaba bastante lleno. Había dos chicas, de no más de 25 años platicando en una mezcla de ingles con hindi o algo. (No es muy fácil seguir así las conversaciones, no hay que ser desconsiderado, hablen un solo idioma).

Estaban platicando de la boda de una amiga en común. La chica se había casado aquí en Inglaterra y luego se tuvo que ir “allá” (en algún lugar del Subcontinente Asiático, ya sea India/Pakistán/Bangladesh) a casarse otra vez, claro con el mismo marido. El marido todavía esta “allá”. Y ella está arreglando las cosas para irse para “allá”. La pregunta era: ¿Qué tal le gusto el marido?

Parece que si lo encontró más o menos agradable, y se cayeron “bien” (me imagino que bien a secas, porque no escuche ninguna expresión que me llevara a concluir que fue el gran flechazo).

De pronto me imagine a mí en un matrimonio arreglado.

Mis padres se ponen de acuerdo con los padres de tal muchachito, claro, de nuestra misma clase socio-económica cultural…para hacerlo más interesante, la familia digamos tiene ranchos en el Norte de México, o mejor aún, son ganaderos en Valencia. Después del matrimonio, deberé dejar la Ciudad de México e irme a vivir al rancho en el medio de la nada.

Sin conocer al fulanito…bueno tal vez si nos presenten antes, solo para asegurarse que no nos repateamos el hígado mutuamente.

Dejar tu casa, tu ciudad, tu país es siempre difícil. Estar rodeada de nuevas situaciones cada día, no conocer a nadie…son experiencias que aunque duras pueden llegar a ser divertidas, y a la larga uno madura y aprende de todas ellas. Ahora vivir con un desconocido, ser la nueva esposa de un desconocido, eso ya es otra cosa. Esa complicidad, esa intimidad no existe. Capaz que no te da ni confianza dormir junto a él. (Y esa confianza no es cuestión de conocerse de tiempo, sino de química!)

Aun con tales premisas, los matrimonios arreglados todavía funcionan. Y porque funcionan es que sigue viva la tradición. A estas chicas se les ha inculcado que el matrimonio es un contrato de conveniencia. No el amor es grato, si acontece, pero no es un requisito. El amor llegara, las oí decir.

La sabiduría popular india dice que si, al cabo de los años el amor llega…Yo tengo mis dudas. Sera el compañerismo, la solidaridad, tantas cosas que se han ya compartido, el ser padres de las mismas criaturitas. Pero aquel amor que te consume y te paraliza, aquel amor que no te deja pensar en nadie más ni en otra cosa. Que no te deja dormir, ni comer, ni pensar.

Ese amor no nace después de años. Ese es fulminante, avasallador.

Y es hermoso cuando se encuentra uno a la persona capaz de despertar esos sentimientos.

Si terminas casándote o no con ella, ya es otra cosa. Si funciona como relación de larga duración, también es diferente.

Pero el haberla encontrado siempre valdrá la pena.

No me imagino un matrimonio arreglado. Pero ya estoy “curada” de juicios de costumbres.

Muchos no se imaginan poniéndole “chile” a toda la comida –cosa que me toco desmentir y defender al mismo tiempo esta semana, pero eso es otro post.

Read Full Post »

One of the questions they always ask me in forms (for job applications, for gym memberships, for all sorts of things) is my ethnicity.

Everytime, while in the UK, I’ve been confronted with lots of tiny boxes.

Everytime is the same feeling. I don’t know, I’ve never been asked this before (well, not in my defining years, when one creates and identity for oneself).

Am I white? At least I was before I visited Brasil for the first time…since then I have never (thankfully) gone back to my palish yellowy shade of white.

It is clear, I am not whiter than white. But they never give me the option “mestizo” or anything like that.

For a typical Mexican like myself, no one knows what percentage corresponds to white European and what to American indigenous people.

So, every time, I put “White, other”, followed by a handwritten “Latino/hispanic”.

I don’t like those labels. I quite dislike in fact all the connotations that the Hispanic adjective evokes, at least, in American English.

But it is the closest to what I feel I am.

One thing is certain: I am not British.

On Sunday, London did break the Guiness record for the largest Sevillanas dance. We all danced for at least 5 min continuously (the music went on for 9min). It was fun. We were 456 dancers in the end.

After the record was set, the organisers moved the music away from the main road (it wasn’t very popular with Londoners the idea of closing Regent street all Sunday). We settled in a side road, called Heddon street.

Rather nice little square, with plenty of bars and restaurants. There was a stage, and some artists that they had brought directly from Andalusia for the occasion.

People danced. People sang. People drank.

The majority of the people there were from Spain, or at least Latinos (white, other).

After a couple of hours of music, one enormous security guard pushed his way to the main stage, followed by a very old, quite frail-looking woman. She also look very angry.

She got up on stage, and interrupted the dancing act.She then proceeded to explain that unless people “spread out” more around the square, rather than congregating in front of the stage, they’d have to stop the show.

What? She didn’t even said who she was…

Anyway, they were anxious about the quantity of alcohol consumed by so many people and the amount of glasses floating about.

What they forgot to ask us this time was our ethnicity. Surely, had they realised that most people where civilized Mediterraneans and they would have let us continue the party.

In the event, the authorities used so much to the hooliganism and the riotous behaviour of the English, whenever there is lots of people and alcohol, decided to stop the event. Yes, mid-performace, almost.

The artists left, in their vans…The people remained.

And we sang, and we danced. We didn’t need an official stage nor a professional singer.

The party continued for about an extra hour, there on the square, until a police van arrived and the policemen asked us, politely but firmly to “disperse”.

I didn’t fancy so much paying a visit to the police station, so I took my bus home.


Read Full Post »

Ayer fue a una clase de flamenco…en Londres no he encontrado buenos profesores de flamenco que me queden ya no digamos cercanos, pero minimo, convenientes, y que no cuesten un ojo de la cara.

Esta maestra se ve prometedora.

Las piernas no me daban, los brazos se me hacian bolas. Me pisaba la falda! Me diverti horrores.

Lo mejor, me entere, gracias a esta maestra, que en Londres, como parte de un festival espanol, van a intentar romper el record Guiness de mayor numero de personas bailando por sevillanas. Sera el 24 de mayo en Regent’s street, en Londres.

Asi que me pondre mi traje (si ese rojo de bolitas uqe algunos de ustedes recordaran) y saldre a bailar por sevillanas!

Alguno de ustedes gusta apuntarse?

Hoy por cierto voy a experimentar otro grupo de flamenco. A ver que tal me va.

Ole!

Read Full Post »

Estaba leyendo en el Financial Times que mas del 40% de la poblacion no-blanca de Inglaterra  vive en Londres!

Ayer justamente se organizo un mega-concierto de rock, conmemorando una marcha y concierto contra el racismo que sucedio hace 30 anios. En estos ultimos treinta anios el mundo occiental ha cambiado muchisimo.

No es que yo haya estado ahi para ver la diferencia, pero basta con ver los archivos noticiosos. Ademas todavia me acuerdo del apartheid.

Inglaterra ha cambiado mucho inclusive en los 7 anios que yo llevo por aqui.

Me acuerdo como era Exeter (en el SouthWest, una ciudad linda y elegante, donde vive la familia del Lord) antes.

No veias un solo non-white English. Era extranio, totalmente diferente de Londres, donde soy una anonima mas, y cada vez que lleno un formulario, te preguntan como si nada sobre tu etnicidad y tu idioma.

En Exeter era diferente, todo el mundo era ingles y blanco, como me imagino que era la mayor parte de Inglaterra antes de la Segunda Guerra Mundial.

Ahora es diferente. La diferencia no es obvia a la vista pero si al oido. La gran mayoria de los jovenes que atienden en los establecimientos de servicios (meseros/cajeros/asistentes de tienda) son Polacos (eufemismo patra gente de Europa central y del Este, nuevos integrantes de la comunidad europea).

Pero no hay tanta gente de color.

La gente de color aun vive en regiones aisladas de las grandes ciudades. Es un fenomeno bien estudiado desde el punto de vista economico y social. A los seres humanos nos gusta vivir rodeados de gente como nosotros, nos sentimos mas seguros.

Por eso es un cambio tan positivo que en Londres ya cualquier color, raza y lengua se considere normal…y “gente como nosotros”.

En la celebracion en contra del racismo de ayer, la mayoria era de clase media, white English. Eran los tipicos que compran organico, sustainable y en Waitrose.

Habia algunos punks que siempre se oponen a todo. No habia skinheads! (Eso es buen signo!).

Habiamos solo gente, todos ordenados dentro del desorden y todos como hermanos, pasandose la mota y ocasionalmente el alcohol.

El parque donde se organizo todo esta en frente de mi casa. Como esta semana son las elecciones paraelegir al Mayor of London, habia un open-top bus, que daba y daba vueltas alrededor del parque. ,Ahi arriba iba George Galloway, el miembro delparlamento que nos representa y que fue uno de los mas cercanos colaboradores de Saddam Hussein aqui en UK cuando aun estaba vivo y que opuso la guerra. El hombre es muy controversial, pero tiene la simpatia de los musulmanes que viven en este distrito.

Abri un poco la cortina para ver que era ese bus tan ruidoso, y justo en ese momento, Galloway miro hacia mi ventana y me senalo con su dedo indice mientras sonreia y continuaba su speech con su tipico acento escoses.

Porque aqui: we are all Londoners

Read Full Post »

Last Friday, I came back home with a huge shopping bag containing a few pairs of shoes…(I think I may be addicted to shoes)…It wasn’t planned…I had gone into Central London to get some computer software I need (I didn’t get it cause it was too expensive, yet I spend quite a bit on the shoes, but hey, one cannot get pirated shoes!).

I showed my new acquisitions to the Lord, and all proud of my bargain-hunting sense I announced: The original price was so-and-so, but I only paid 50 pounds for them (strictly speaking, I paid 55).

He opened his eyes wide, I thought he was extremely impressed with my new pair of high-heels. His mouth opened:

-You paid FIFTY pounds for a pair of shoes!!!!

-Hey, your shoes costed 90 pounds.

-Yes, but they are my only bloody pair!

It was all said for comedy effect, I am sure. He wouldn’t like if I only had one pair of shoes…of that i am sure.

Plus, he was grossly exaggerating, he has at least 6 pairs of shoes, though he does regularly only uses the one.

Anyway, I still think they were a good price! And I really love them.

On Sunday, I met up with my friend (to whom we may from now on refer as Classy). We decided to meet up in a trendy street, where on a Sunday there is a flower market…except that it started to rain quite heavily. I didn’t buy any flowers…Nonetheless I learnt that my irritation when I hear my (ex)officemate chewing his food may have a name. It seems it is a proper condition, cause my hypersensibility to the frequencies that eating a banana produces. She claims to suffer from it so badly that she has to leave the room, train-carriage, or wherever she happens to be if someone else starts to eat a banana.

In other matters…when is it appropriate to initiate a conversation with a stranger? That same day, after a rather frustrating visit to the market, while I was waiting for the bus back home (and sheltering from the rain) I said to myself (although out loud):- Such a lovely day!

The young man nect to me, thought (justifiable) that I was talking to him…and started to chat to me…He was eating a cup-cake, which look rather good, so I asked him where had he bought it…he asked me were I was from, whereabouts I lived, etc…

The bus came…we parted ways.

When I arrived home the sun came out! Argh!

The Lord decided to go for a walk that would end up in the University library. I didn’t fancy going along…he rang me ten minutes later to let me know the cutest of cootlings where swimming in the canal nearby. I went out to see them. Then I went to the shop down the road. I overheard this most familiar accent: a carioca. I wanted to speak to them, I don’t know, perhaps say I was a fellow “Carioca-pretender”…make friends? Sei-la. But I didn’t speak…I couldn’t justify starting a conversation with a line as bad as: Voces sao brasileiros, ne?

So, I missed my opportunity of meeting my local carioca community.  Can anyone suggest better “chat-up” lines?

Read Full Post »

Patria

Hace algunos días, una recomendación de un cierto Lord Goldsmith fue publicada. En ella, el trata de afirmar la identidad y la nacionalidad británica. Sugiere que se imponga una ceremonia, cuando los estudiantes dejan la escuela por ahí de los 18 años) en donde cada uno jure su lealtad a Dios, a la Reina y a la patria. ¿!?

Bueno, ya empezamos mal. Lealtad a Dios? En una sociedad tan multicultural y panteísta como lo es la Gran Bretaña de hoy en día, es imposible y digamos políticamente incorrecto forzar a alguien a jurar lealtad a Dios, cual dios? El dios de los cristianos supongo yo, ya que históricamente el Reino Unido es un país cristiano (si bien no católico, dadas las calenturas de poder y de otra índole que el rey Enrique VIII sufrió). Y ¿donde dejamos entonces a los millones de musulmanes, judíos, hindús y budistas  por  no mencionar a  los ateos?

Esta parte de la sugerencia fue, por supuesto, tomada a la ligera. En estos tiempos, el pobre Dios está muy olvidado en Europa del Norte. Aquí no es como en EUA, donde los candidatos presidenciales se pasean con su Dios y sus creencias como si fuera parte de las políticas en su plataforma de discusión. Muchos electores deciden de acuerdo a sus creencias religiosas. Aquí es diferente.

Ahora veamos eso de la reina…Y ¿si uno es republicano? y ¿si uno no cree en el derecho innato de gobernar? Bueno, ya sé que la realeza británica nomás está de adorno y no perjudica en lo más mínimo al gobierno democrático, pero tampoco debe simbolizar la nacionalidad y el patriotismo.

He aquí la cuestión, ¿que quiere decir actualmente la identidad nacional? En México (lindo y querido) hay una historia que todos (más o menos) compartimos: la sociedad mexicana es bastante homogénea, todos nosotros somos en mayor o menor grado descendientes de indígena con español (o europeo de otra índole). Como la esclavitud de negros nunca fue  extensiva, no tenemos gran influencia africana (a diferencia de muchos otros países de América, no solo los EUA sino también Brasil, y varios países del Caribe).

Así pues tenemos una identidad étnica e histórica. Pero también tenemos una identidad de valores compartidos. El mexicano respeta a su mamacita más que a nada en el mundo (aunque que le falte el respeto a la mamacita de las otras personas) y cree en el Dios católico y la virgencita de Guadalupe.

El mexicano es apegado a la familia, la allegada y la extendida, es entrometido y le gusta ayudar y ser ayudado. Le gusta el chisme y la fiesta, le gusta conversar con los vecinos, platicar a gritos y con carcajadas. El mexicano es niñero y cuida de sus viejitos. Somos malinchistas y a la vez muy orgullosos de ser mexicanos (paradójicamente). Creemos en la democracia,  creemos en la igualdad de los seres humanos, evitamos discriminar y hacer distinción de clases (bueno hay de todo, también hay los que se creen superiores).

Este tipo de valores compartidos de una sociedad es lo que se necesita identificar y definir como los ingredientes de la “britishness”. En la actualidad, con la globalización y la inmigración masiva, el compartir la misma historia y ser de la misma etnicidad no es ya suficiente, es mas no tiene porque ser cierto.

En algunos meses más, tendré que someterme a un examen de britishness, antes de poder solicitar mi permiso de residencia permanente (como esposa del Lord que soy). Existe un librito editado por las autoridades migratorias británicas (tal vez otro esquema más para sacarnos el dinero a los pobres extranjeros) donde se detallan los ingredientes de la britanidad: un poco de historia y un mucho de hechos triviales que forman el cotidiano.

Yo estoy segura que el lord fallaría el mentado examen ese. Hay que estudiar (ya iré posteando mas sobre esto). Pero de pasar el examen a pedirme que jure mi lealtad a la reina (o rey, vaya usted a saber cuánto tiempo me llevara calificar para la nacionalidad británica, con eso de que cada ministro del interior tiene sus propias ideas sobre el camino a seguir), hay una gran diferencia.

¿Cuántos de ustedes estarían dispuestos a jurar públicamente su lealtad al presidente? No por eso dejamos de ser mexicanos (o de donde seamos) ¿o sí?

Read Full Post »

Asia en Londres

Me and my sariYa hace mas de 5 años (con sus interrupciones, claro) que vivo en el East End de Londres.

Es una vecindad muy variada: esta el Banglatown, con la famosa calle de Brick Lane, que cada vez se vuelve mas trendy.

Esta la vecindad de Bethnal Green, con sus agujas de heroina tiradas en la calle…al norte se encuentra la vibrante y violenta region de Hackney, con todo y sus gangsta-rappers wannabes…

Por ultimo el Centro Financiero de Londres y Canary Wharf estan cerquisima, por lo que mas y mas los banqueros vienen a vivir en estas vecindades, hasta que ganan el suficiente dinero y se pueden mudar al oeste.

Entre tanta mezcla es facil perderse…el arte del camuflage se vuelve trivial: aqui todos somos Londinenses.

Arabes, indios, africanos, brasileiros, y hasta unos que otros ingleses…

Las burkas y los saries se mezclan con la mezclilla y los trajes de raya de gis con tal facilidad que nadie se extrana con las vestimentas del otro.

Hace unos anios cuando vivia en Paris, me acuerdo que la campania del Eurostar era: “A Londres, on s’habille comme on veut!” , asi que nadie se sorprendio cuando el sabado pasado, por ahi de las 8 de la noche, el Lord y yo salimos de nuestra casa con vestidos asiaticos.

Una amiga organizo una fiesta asiatica, y habia que ir vestidos ya sea como indio, chino, japones, tailandes, o lo que sea que a cada quien se le ocurriera…

Viviendo en el East End, lo mas facil era ehcar mano de la comunidad india y pakistani, y asi fue como la semana pasada, utilice mi tiempo de ocio (y un poco del que deberia de haber sido mi tiempo de trabajo) buscando atuendos apropiados.

Compre un sari. Si, uno de esos trajes hindus que las mujeres llevan, en las que se enrollan como en seis metros de tela, cual taco…Siempre me habia llamado la atencion, son de colores vibrantes y llenos de bordados, con lentejuelas y demas piedritas.

Fui al mercado de Whitechapel (me quedaba de camino hacia mi clase de danza egipcia). Llegue casi cuando ya estaban cerrando, me acerque al primer puesto que vi con ropa hindu…despues de una pequenia negociacion, acordamos el precio y me hice la orgullosa duenia de un sari color naranja.

Claro esta que no sabia como ponerme tal vestimenta…asi empezo una semana casi de investigacion de ropas indias…que bueno que existe google y YouTube!

Despues me toco organizarle el traje al Lord… compramos unas Schwlr para hombre…fue un pequenio drama. El Lord no comprendia que tan solo era un disfraz, una personalidad ficticia…y estaba insistente que se veia ridiculo. Tuve que hacer uso de mucha paciencia y poder de convencimiento, pero funciono…

Despues de varias visitas extras a las tiendas indias y pakistanis los atuendos estaba lindos y listos…

Eramos todos unos seniores productos del multiculturalismo: a nice indian lady and a pakistani gentleman…

Lo unico malo fue cuando llegamos a la fiesta, en west London, todo los transeuntes nos miraban preguntandose que hacen estos inmigrantes por aqui…

Read Full Post »